sábado, 4 de enero de 2014

Difuminar los trazos con agua

A veces, cuando el medio lo permite, es posible reforzar el interés del dibujo y aumentar su atractivo, repasando el pincel húmedo sobre algunas zonas del dibujo, para permitir que el agua desprenda parte del pigmento y lo extienda formando una ligera aguada. Existen diferentes medios de dibujo (ceras, lápices, bolígrafos, pasteles o rotuladores) solubles al agua que pueden combinarse con técnicas de acuarelado. Habitualmente, se confecciona la base del dibujo con técnicas lineales tradicionales, realizando grisados o tramas. Luego al pasar el pincel sobre los trazos, la aguada unifica los matices y difumina los contornos compensando un poco la apariencia algo chillona de una obra multicolor efectuada con ceras o rotuladores.
No es conveniente realizar excesivas pasadas con el pincel húmedo para fundir los tonos hasta tal punto que se pierdsa el rastro de los trazos, porque esto desnaturaliza la técnica propia del dibujo.
Bolígrafos y rotuladores
Al igual que los lápices o barras acuarelables, los rotuladores y bolígrafos de tinta soluble ofrecen interesantes aguadas cuando intervenimos con un pincel cargado en agua. Una vez realizado el dibujo conviene trabajar zona por zona, evitando aguadas muy extensas. No es aconsejable aplicar un exceso de agua en el intento de extender el color. Con este método de trabajo, el artista mitiga la rotundidad de la línea en el dibujo y se beneficia de la facilidad que supone producir tono rápidamente a partir del tinte que se desprende de los trazos.
El bolígrafo, relegado a la escritura, también se reivindica como un poderoso medio de dibujo susceptible de aguarse con suma facilidad. Para hacer un dibujo de aguada con bolígrafo seguimos los siguientes pasos:
1. Realizamos el dibujo con un bolígafo soluble al agua. Con líneas simples y directas, sin sombras ni tramas.
2. Con un pincel redondo mediano cargado de agua repasamos las líneas anteriores extendiendo suaves aguadas en las zonas sombreadas de los tejados.
3. Se han fundido las líneas de la montaña y de algunos tejados sombríos, los demás trazos pueden dejarse sin intervenir para tener mayor diversidad gráfica.